Abuelitos disfrutan del tradicional nacimiento