Fallo Condenatorio contra dos policías por homicidio

136

Tegucigalpa, Francisco Morazán. En juicio oral y público, la Fiscalia Especial de Delitos Contra la Vida (FEDCV), logró que un tribunal encontrara culpable a los policías Ever Misael Gutiérrez González y Reynaldo Agapito Medina Barahona por el homicidio en perjuicio del Leocadio Galo Alvarado.

Fiscales de la Sección de Investigación de Muertes Cometidas por Miembros de Cuerpos de Defensa y/o Seguridad, Orden Público o Funcionarios, también lograron que los uniformados fueran condenados por la detención ilegal en perjuicio de un ciudadano, que presenció los hechos.

El próximo 7 de noviembre del presente año, la FEDCV asistirá a la audiencia de individualizacion de la pena.

La Agencia Técnica de Investigación Criminal (ATIC), en su investigación establece que el 23 de agosto de 2015, aproximadamente las 9:30 de la mañana la víctima se encontraba en la caseta de vigilancia del proyecto de agua de la comunidad conocida como Papalón en San Miguelito, sur de Francisco Morazán.

Fue hasta ahí donde llegó la patrulla policial número M1-32, de donde se bajaron los hoy condenados y solicitaron un registro personal a la víctima, quien intentó huir del lugar, ya que portaba una arma de fuego de su propiedad pero sin su respectivo permiso.

Luego los agentes del orden asignados en la postal policial de la zona le hicieron tres disparos a Galo Alvarado y en seguida los policías le colocaron el arma en su mano derecha para ampararse en una justificación, que fue contraria a la evidencia y pruebas técnicas y científicas realizadas posteriormente con lo que se contó después de la pericia.

Después del crimen detuvieron al ciudadano que estaba cerca de la víctima y lo esposaron y subieron a la patrulla, llevándolo a la estación policíal del municipio de Sabanagrande, con la idea que culpar al detenido de la muerte.