Carmen Bonilla vende mariscos en el mercado El Rápido de San Pedro Sula desde hace 25 años. Con este negocio ha sacado adelante a su familia ya que su esposo, José Vallecillo, enfrenta varios problemas de salud que le imposibilitan trabajar.

Las jornadas laborales de esta abnegada madre inician a las 6:00 de la mañana y finalizan a las 6:30 de la tarde todos los días. Ingrid Villalobos de Bienvenida la Mañana la entrevistó y les comparte esta historia inspiradora.