Cientos de réplicas sacuden California tras gran sismo el jueves

Después de un terremoto de 6.4 grados Richter en California este jueves, cientos de réplicas siguieron sacudiendo la región en las horas posteriores.

De acuerdo con USA Today, los casi 200 temblores ocasionaron incendios, obligaron a la evacuación de un hospital y aumentaron las preocupaciones nuevamente sobre la llegada del “gran” terremoto a la zona sísmica.

El sismo más fuerte en el estado en dos décadas se originó a 11 millas de Ridgecrest, poco después de las 10:30 de la mañana. Los reportes iniciales indicaban una intensidad de 6.6 grados en la escala de Richter, aunque luego se redujo a 6.4.

Minutos después se registraron réplicas de 4.7 y 3 grados, respectivamente, y una gran cantidad de otros temblores de menor intensidad, la mayoría entre 2 y 3 grados, aunque también algunos de entre 3 y 4.

La réplica más fuerte fue una de 5.4 grados, registrada en la madrugada del viernes en el valle de Searles. Una incluso se sintió cuando Jed McLaughlin, jefe de policía de Ridgecrest, hablaba con la prensa acerca de la respuesta al sismo la tarde del jueves.

El epicentro se ubica a unas 150 millas al noreste de Los Ángeles y aunque se sintió allí y en lugares como Las Vegas, no provocó daños en estas ciudades. El sismo se originó lo suficientemente lejos de la falla de San Andrés que el impacto fue mínimo, explicó la sismóloga de California, Lucy Jones.

Por otra parte, Christine Goulet, directora ejecutiva de Ciencias Aplicadas en el Southern California Earthquake Center, explicó que el terremoto se sintió a lo largo de un área tan extensa debido a su poca profundidad, a solo cinco o seis millas de la superficie.

Jones añadió en Twitter que la posibilidad de un terremoto de gran magnitud en California es de 2% cada año. Antes de esta semana, el sismo más reciente en sobrepasar los 6 grados en la escala de Richter fue el registrado en octubre de 1999, llamado Hector Mine y con una intensidad de 7.1.

Esta vez, la comunidad de Ridgecrest fue la más golpeada. El hospital del mismo nombre tuvo que ser evacuado, mientras que los bomberos del condado atendieron alrededor de 24 incidentes en la zona. Se registraron dos incendios en casas, además de en edificios y a la intemperie, así como de cables caídos y fugas de gas.

Asimismo, el gobernador de California, Gavin Newsom, y la alcaldesa de Ridgecrest, Peggy Breeden, declararon estado de emergencia en la región para acelerar la respuesta al desastre.

El terremoto de ayer es “un importante recordatorio de que toda California es zona sísmica”, puntualizó Glenn Pomeroy, director de California’s Earthquake Authority.

“Es importante saber qué hacer cuando la tierra empieza a temblar: lanzarse al suelo, cubrirse y sostenerse. Y también tomar otras medidas para prepararse para sobrevivir y recuperarse de los sismos, como modificar las casas construidas antes de 1890 y de los códigos de construcción modernos, las cuales podrían ser más vulnerables ante el daño, además de considerar un seguro para protegernos financieramente”, exhortó.