Con muchas variantes el Barca empata en Balaídos

28

El Fútbol Club Barcelona cumplió su compromiso en Balaídos con muchas variantes y pensando en la final de la Copa del Rey que se juega este sábado en el Wanda Metropolitano ante el Sevilla.

Celta de Vigo se caracteriza por complicarle los juegos a los grandes, especialmente al Barca que no gana en esa cancha desde la temporada 2014-15. Hoy no fue la excepción pese a ir perdiendo en la mayor parte del encuentro.

El duelo se rompió al minuto 35 con un remate desde fuera del área por parte de Ousmane Dembelé. El francés fue a la banca para celebrarlo y terminó siendo molestado por sus compañeros.

No obstante, antes de finalizar la primera parte, el Celta aprovechó un error de André Gómes para llegar al área y definir con un remate de Castro.

En la segunda parte, el Barca buscó de nuevo la ventaja, la cual obtuvo gracias al tanto de Paulinho. El equipo había mejorado con los cambios, entre ellos, el ingreso de Messi por Coutinho y el de Sergi Roberto por Gómes.

La mala noticia es que los locales seguían haciendo daño y en una escapada de Aspas, Sergi Roberto le cometió falta para ganarse la roja. Poco después el mismo Aspas hizo el 2-2 en una jugada marcada por la polémica ya que el esférico dio en la mano del delantero antes de entrar al marco.

Aunque no consiguió los tres puntos, el Barcelona continúa invicto en la Liga y cerca de campeonizar con dicha marca.