Inglaterra y España se verán las caras en final del Mundial sub17

Inglaterra logró este miércoles el pase a la final del Mundial Sub 17 de la India al derrotar por 3-1 a Brasil con un ‘hat-trick’ de Rhian Brewster, que se convirtió en protagonista y dejó fuera del torneo a la Canarinha. Ahora el conjunto inglés se medirá en la lucha por el título ante España, escuadra que superó también 3-1 a Malí.

Brasil 1 – 3 Inglaterra 

Los brasileños dominaron durante largos lances del partido, pero los ingleses se mostraron más resolutivos y fueron capaces de aguantar el asedio brasileño.

Brewster abrió el marcador en el minuto 10 con el que en ese momento era su quinto gol del torneo, al rematar un pase enviado por Hudson-Odoi desde la banda izquierda.

Aunque su primer disparo fue inicialmente bloqueado por el cancerbero Brazao, el delantero del Liverpool recogió el rechace y acertó a rematar la bola una segunda vez que, esta vez sí, llegó al fondo de la red.

Los brasileños se recuperaron del mal inicio del partido y no se amilanaron a pesar del marcador en contra, dominando el juego y acumulando oportunidades.

A los 21 minutos una jugada bien hilvanada por la verdeamarelha llegó a las botas de Paulinho, que desde la frontal disparó con fuerza.

El balón rechazado por Anderson llegó a las botas de un avispado Wesley, al que le bastó golpearlo con el empeine para enviarlo al fondo de la red.

Pero tras el gol, Inglaterra se sacudió el dominio brasileño.

Brenner había salido al campo a golear y a punto estuvo de hacer avanzar el marcador en el minuto 29 tras una magnífica carrera en solitario, aunque falló en el último momento lo que parecía un gol seguro.

El británico pudo redimirse exactamente diez minutos después, gracias a un pase de Sessengon que el atacante logró controlar con una pierna para disparar con la otra (m.39) y anotar así su sexto gol del campeonato.

Tras el descanso, Brasil redobló la intensidad de su ataque, arriesgó y empezó a dejar huecos atrás.

Con la puerta abierta, el trío atacante británico formado por Foden, Hudson-Odoi y Brewster, que ya habían demostrado durante la primera parte su capacidad de aprovechar los huecos en la defensa brasileña, empezaron a hacer y deshacer.

Pero fue a los 62 minutos Brasil quien se quedó con la miel en los labios después de que Yuri Alberto consiguiese escapar de la defensa británica, aunque falló al rematar y el balón llegó a los brazos del cancerbero.

Con el equipo brasileño lanzado a la ofensiva, Brewster logró el triplete a los 77 minutos al rematar desde fuera del área a pase de Smith Rowe y consiguió por segunda vez anotar tres goles en un partido este torneo.

La selección brasileña arrastraba un aire derrotado y no logró salvar los dos goles que le separaban del empate.

Ficha Técnica:

1 – Brasil: Gabriel Brazao; Wesley, Vitao, Lucas Halter, Weverson; Victor Bobsin (Helio Junio, m.71), Marcos Antonio, Alan (Rodrigo Nestor m.86), Brenner (Yuri Alberto m.60); Paulinho y Lincoln

3 – Inglaterra: Curtis Anderson; Steven Sessegnon (Timothy Eyoma, m.70), Joel Latibeaudiere, Marc Guehi, Jonathan Panzo; Callum Hudson-Odoi, George McEachran, Philip Foden (Nya Kirby, m.87), Tashan Oakley-Boothe, Morgan Gibbs White (Emile Smith Rowe, m.68); Rhian Brewster.

Goles: 0-1: m.10 Rhian Brewster; 1-1, m.21 Wesley; 1-2, m.39 Rhian Brewster; 1-3: m.77 Rhian Brewster.

Árbitro: Ovidiu Hategan de Rumanía, amonestó a Steven Sessegnon (m.13) y a Tashan Oakley-Boothe (m.31) de Inglaterra y a Brenner (m.56) y Lincoln (m.90) de Brasil.

Incidencias: Partido de semifinales del Campeonato del Mundo Sub’17 de la India disputado en el estadio Vivekananda Yuba Bharati Krirangan de Calcuta.

España-Mali

Mali y España ofrecieron un partido generoso e intenso, en el que no especularon en lo más mínimo desde el pitido inicial, pero que el orden táctico y las individualidades hicieron caer del lado de La Rojita de Santi Denia.

Los dos equipos saltaron al terreno del DY Patil de Bombay dispuestos a desfogar rápidamente su ansiedad, y dar al partido tanta intensidad como imprecisiones.

César Gelabert llevó el peligro a la meta contraria entrando en el área y cayendo en una acción que el árbitro no vio merecedora de penalti. Minutos después, el mismo delantero del Real Madrid enganchó un disparo desde la frontal que se fue rozando el palo.

En el lado malí, N’Diaye puso el susto en el cuerpo de la zaga española con un buen tiro, que se fue rozando el palo y un toque con la punta de la bota sobre una mala salida de Álvaro Fernández que no entró de milagro.

El baile frenético duró hasta que Gelabert se metió de nuevo en el área, amagó el tiro para que el central Diaby se pasara de frenada y le derribara.

El árbitro japonés Sato señaló el punto de penalti y Abel Ruiz hizo subir el primer tanto al marcador (m.19)

Tras el gol, Mali asumió la iniciativa y se lo hizo pasar mal a España, que empezó a entender sus opciones al contragolpe.

A los 38 minutos, Docoure probaba los reflejos de Álvaro Fernández con un duro disparo que el meta malaguista sacó con dificultad.

Sin embargo, a los 43 minutos César Gelabert le “robó la cartera” a Kane en la mitad de la cancha, y metió un soberbio pase entre líneas para que Abel Ruiz resolviera con mucha calidad.

Con el 2-0 se llegó al descanso, pero la pausa no cambió los papeles. Mali salió con todo, dejando huecos atrás y el contragolpe de España comenzó a amenazar con el tercero.

Lo pudo hacer Abel Ruiz hasta en tres ocasiones: en un mano a mano con el portero malí apenas reanudado el partido; en un centro pasado de Miranda que acabó milagrosamente en nada ante la duda del delantero español; y en un disparo que se fue rozando el larguero tras otra buena individualidad de Gelabert.

Pero si mala suerte tenía España, peor la tenía una Mali que vio como un trallazo lejano de Doucoure golpeaba contra el travesaño y botaba dentro de la portería, sin que el árbitro lo contara como gol válido. España tragó saliva, y vio pasar el susto.

Incluso llegó a sentir alivio a los 71 minutos, cuando un centro magistral de Sergio Gómez desde la izquierda fue cabeceado junto al palo por Ferrán Torres, para poner el 3-0.

Pero hoy tocaba sufrir. Tres minutos después Hugo Guillamón se complicó la vida, N’Diaye le robó el balón y batió a placer al arquero español.

El gol dio un empujón moral a los africanos, y España tuvo que volver a encomendarse al orden para aguantar las acometidas rivales, que convirtieron el partido en un “pim pam pum” de tiros sin tino.

Al final, España logró clasificarse para su cuarta final del Mundial de la categoría, en la que se medirá a Inglaterra, que previamente derrotó por idéntico marcador a Brasil.

Ficha del partido

España: Álvaro Fernández; Mateu Morey, Hugo Guillamón, Víctor Chust, Juan Miranda; Antonio Blanco, Ferrán Torres (Víctor Perea, m.79), Moha Moukhliss (Diego Pampin, m.90), Sergio Gómez, Cesar Gelabert (Carlos Beitia, m.67); Abel Ruiz.

Mali: Youssouf Koita; Ibrahim Kane, Boubacar Haidara, Abdoulaye Diaby (Mamadi Fofana, m.50), Fode Konate; Djemoussa Traore (Mamadou Traore, m.69), Hadji Drame, Mamadou Samake, Cheick Oumar Doucoure (Seme Camara, m.84); Salam Jiddou, Lassana Ndiaye.

Goles: 1-0: m.19 Abel Ruiz (penalti); 2-0: m.43 Abel Ruiz; 3-0: m.71 Ferrán Torres; 3-1: m.74 Lassana N’Diaye.

Árbitro: Ryuji Sato de Japón. Amonestó a Salam Jiddou (m.46+), Doucoure (m.57) Boubacar Haidara (m.85) y Seme Camara (m.87) de Mali y a Mateu Morey (m.94) de España.

Incidencias: Semifinal de la Copa del Mundo Sub’17 de la India disputado en el estadio DY Patil Stadium de Bombay.

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here