El tenista británico, Andy Murray, le dijo adiós a Wimbledon 2017 tras perder frente a Sam Querrey, quien aprovechó los problemas en la cadera que presentó el anfitrión. El estadounidense avanzó a semifinales con parciales de 3-6, 6-4, 6-7, 6-1 y 6-1.

Un año después de dar la sorpresa y eliminar al campeón del 2015, el serbio Novak Djokovic, en la tercera ronda, el estadounidense Sam Querrey dejó hoy en la cuneta al británico Andy Murray, defensor del título, al derrotarle en dos horas y 42 minutos.

La derrota de Murray, que buscaba las semifinales por octavo año consecutivo, deja la puerta abierta a Djokovic para recuperar el puesto de número uno del mundo. El de Belgrado, que se enfrenta este miércoles con el checo Tomas Berdych, debe ganar el torneo por cuarta vez el domingo para recuperar su trono.

Sam Querrey, primer estadounidense en alcanzar las semifinales de un Grand Slam desde Andy Roddick en Wimbledon en 2009, se enfrentará al ganador del duelo entre el luxemburgués Gilles Muller y el croata Marin Cilic.

El estadounidense acabó el partido con su 27 saque directo frustrando las opciones de Murray, que cedió 12 de los últimos 14 juegos, visiblemente lastrado físicamente.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here