El estratega Nelson Acosta es uno de los personajes míticos de la historia del fútbol chileno. Se ganó el cariño de los aficionados de ‘La Roja’ luego de clasificar al Mundial de Francia 98. Diecinueve años después de tremendo hito, Acosta se despide de los banquillos. El veterano entrenador no podrá seguir entrenando por culpa del mal de Alzheimer.

Esa cruel enfermedad lo ha golpeado en lo más profundo. Poco a poco ha perdido la memoria. Esos síntomas se registraron desde su último paso en un equipo. Fue en Deportes Iquique cuando sus pupilos se dieron cuenta que el ‘Pelado’ estaba con ellos físicamente, pero no mentalmente.

“Cuando estaba en Iquique se le olvidaban muchas cosas. Entregaba una instrucción y al rato volvía a darla. Nadie te va a decir que era así, porque hay una promesa que hicimos por él, pero así fue. Una vez, incluso, se le olvidó que había citado a un entrenamiento y no llegó. Nosotros creíamos que eran los típicos problemas que llegan con la edad, pero resultó que no”, explicó un integrante del conjunto chileno al diario “La Tercera”.

Nelson Acosta se encuentra descansando en la compañía de su entorno familiar. Sus hijos han decidido que no tenga contacto con la prensa bajo ninguna circunstancia. Ellos quieren que su padre encuentre la paz en estos momentos.