Dos miembros de la pandilla 18 implicados en la venta de drogas y extorsión han sido capturados por la FNAMP

Mediante un fuerte despliegue operativo que sostiene la Fuerza Nacional Anti Maras y Pandillas en el marco de la estrategia de Fusina, han sido capturados dos miembros de la pandilla 18 quienes según las investigaciones eran los responsables de ejercer la venta de drogas y el cobro de extorsión en varios puntos de la ciudad.

La primera operación se deriva de semanas de trabajos de inteligencia e investigación, los cuales permitieron ubicar y capturar en el anillo periférico a la altura de la Residencial Honduras a Rony Obdulio Andino García de 40 años, conocido criminalmente con el alias de el Gordo quien según las investigaciones es miembro activo de la pandilla 18, ocupando la posición de ranflero dentro de esta organización criminal.

Agentes que participaron en la operación detallaron que alias El Gordo se encargaba de trasladar drogas, armas, dinero en efectivo y miembros de la pandilla de un punto a otro de la ciudad, para la comisión de diferentes actos criminales, sin embargo al momento de su captura fue sorprendido trasladando droga oculta en una llanta de repuesto.

Según reporte de las autoridades lo decomisado son Diez paquetes que contienen en su interior hierba seca supuesta marihuana con un peso aproximado de dos libras cada paquete, la cual tendría que ser procesada para su venta y distribución; Así mismo se le decomisó un vehículo tipo turismo y dinero en efectivo

Los investigadores dieron a conocer que alias El Gordo contaba con un historial delictivo bastante amplio, el mismo revela que ya había sido procesado por los delitos de portación ilegal de armas y robo en 2016, luego en 2019 por encubrimiento, privación ilegal de la libertad y robo agravado.

Es oportuno mencionar que esta operación de captura de alias El Gordo se deriva de la estrategia establecida por la Unidad de Microtrafico del Ministerio Público quien ha intensificado sus acciones en todo el país, con la única finalidad de neutralizar la venta y distribución de drogas, puesto que con ello se logra evitar hechos violentos relacionados a la disputa de zonas para la venta de alucinógenos.

Una segunda operación se desarrolló en una zona que la Fuerza Nacional Anti Maras y Pandillas mantiene intervenida con trabajos permanentes de inteligencia e investigación, se trata de la Colonia La Peña de Comayagüela dónde se logró requerir a una menor infractor quien era la encargada de ejercer el cobro de extorsión de forma generalizada, además de estar relacionada con la coordinación de los movimientos de droga en todo este sector.

La menor de 17 años ha sido identificada únicamente con el alias de La Negra y según las investigaciones se le responsabiliza de venir generando amenazas e intimidación en contra de los pequeños comerciantes, vendedores ambulantes, conductores de carros repartidores y transportistas de la Colonia La Peña y la Aldea La Cañada a quienes les exigia sumas de dinero semanalmente por concepto de extorsión, amenazando que les quitaria la vida sino hacían efectivos los pagos.

Al momento de la detención de la menor, los agentes le han decomisado dinero en efectivo producto del cobro de extorsión y un teléfono celular.