Francia acelera el ritmo de vacunación y aleja la amenaza de confinamiento

El ministro francés de Sanidad, Olivier Véran, aseguró este martes que el país ha acelerado el ritmo de vacunación contra la COVID-19 gracias a la llegada de nuevas dosis, al tiempo que consideró que la pandemia se mantiene «estable», lo que aleja la amenaza de un nuevo confinamiento de la población.

En declaraciones a la radio pública France Info, Véran aseguró que más de 3,5 millones de franceses habrán recibido al menos una dosis a finales de este mes, cifra que puede llegar hasta los 4 millones si llegan suficientes vacunas.

«Francia ha superado a Alemania, España e Italia en ritmo de vacunación en la primera dosis», señaló el ministro, que indicó que el país ha llegado a una velocidad «elevada» y que tiene 1.000 centros para vacunar.

Reconoció que en la segunda inyección Francia acumula todavía un retraso, que esperan recuperar a lo largo del mes.

El ministro señaló que los límites mostrados por la vacuna de AstraZeneca no han hecho variar la estrategia del país, donde la variante sudafricana del coronavirus circula por ahora muy poco.

Véran señaló, sin embargo, que esa vacuna puede no ser recomendable en territorios de ultramar, como la isla de Mayotte, en el océano Indico, donde esa variante puede ser mucho más común y donde se propondrán de forma prioritaria las otras vacunas.