Fabio Lobo, hijo del ex presidente hondureño Porfirio Lobo, fue condenado este martes en Estados Unidos a 24 años de prisión por narcotráfico.

Lobo, quien se declaró culpable en 2016 de participar en una red de tráfico de cocaína, pidió perdón ante la jueza federal neoyorquina Lorna Schofield mientras lloraba.

Las autoridades estadounidenses acusaron a Lobo de enriquecerse mientras apoyaba las operaciones del cartel de “Los Cachiros”.

Según los fiscales, el cartel avisó entre cinco y ocho veces a Lobo de la llegada de drogas para que ofreciera protección en caso de que las autoridades interceptaran los cargamentos.

Porfirio Lobo fue presidente de Honduras entre 2010 y enero de 2014.