MP y MACCIH a la espera de primera Sentencia Condenatoria contra Mario Zelaya

121
Tegucigalpa. Francisco Morazán. El Ministerio Público y la Misión de Apoyo Contra la Corrupción y la Impunidad en Honduras (MACCIH) están a la expectativa que mañana la Sala I del Tribunal de Sentencia dicte la primera Sentencia Condenatoria en contra del exdirector del Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS), Mario Roberto Zelaya Rojas, a quien se le sigue Juicio Oral y Público por los delitos de Almacenamiento de Armas de Guerra y Almacenamiento de Armas de Fuego Comercial.
En esta causa, 17 de agosto de 2015, la Unidad Nacional de Apoyo Fiscal (UNAF)  fundamentó esta acusación contra Zelaya Rojas, en un Informe de la Dirección Nacional de Investigación e Inteligencia (DNII), junto a dos resoluciones emitidas por el Juzgado de Letras con Competencia Territorial Nacional en Materia Penal relacionadas a la práctica de un allanamiento de morada, registro, inspección y decomiso de objetos relacionados con los casos del IHSS, efectuados en la bodega del condominio Quinta Bella, 3ra calle, 5ta avenida, de la colonia San Ignacio, propiedad del señor Zelaya Rojas, de la cual se derivan el acta de inspección ocular y el Registro Nacional de Armas de la Dirección Nacional de Investigación Criminal (DNIC) y los peritajes balísticos de los Laboratorios Criminalísticos de Medicina Forense, que pudieron determinar que el ahora encausado no tenía permiso para poseer siete armas de grueso calibre, tres de guerra y cuatro comerciales.
Entre ellas, un rifle US Carabine, modelo MZ, calibre 30, serie L70402300, que presenta un mecanismo de acción automática y semi automática mediante un selector de disparo, un fusil Remington, calibre 5.56 x 45mm, serie 7776181 con mira telescópica y un rifle Mauser, modelo 98, calibre 8mm, serie 3504.
Según el Código Penal vigente, el delito de Almacenamiento de Armas de Guerra tiene una pena de 8 a 10 años de reclusión y el de Almacenamiento de Armas de Fuego Comercial se castiga de 3 a 6 años de reclusión.
Es importante señalar, que este caso solo es uno de los ocho procesos judiciales incoados en contra de Mario Zelaya por el escándalo de corrupción del IHSS, en donde se está haciendo un trabajo conjunto con la MACCIH.