La Policía Municipal reordena este martes a vendedores ambulantes ubicados en el centro de San Pedro Sula, en la segunda calle ante la molestia de algunos de ellos.

Según las autoridades, los vendedores habían sobrepasado una línea que ya está establecida tomándose de esa forma parte de la calle por lo que se les ordenó movieran sus puestos de venta a modo de no obstaculizar el paso.