Introducen marihuana en bolsas de cemento a Penitenciaría de Támara

Pretendían burlar los mecanismos de seguridad instalados en la Penitenciaria Nacional de Támara, al intentar introducir al menos treinta (30) libras de marihuana, pero los miembros de la Fuerza Nacional de Control de Centros Penitenciarios (FNCCP) lograron interceptar el alucinógeno que estaba distribuidos en varios paquetes ocultos en tres bolsas de cemento.

Al estilo de los carteles de la droga, algunos de los paquetes estaban marcados con una inicial, entre ellas: “A”, “K”,”N”, “O”, “Z”, por lo que se presume que la droga iba dirigida a cinco internos, pero será la investigación que se realiza por parte de las autoridades competentes la que determine dicho extremo.

Cumpliendo la instrucción girada por las autoridades del Instituto Nacional Penitenciario (INP), a los miembros de la FNCCP que todo lo que ingrese al establecimiento debe pasar por el Body Scann o el Spectrum 100/100, al momento de pasar las bolsas conteniendo cemento, en tres se detectó objetos extraños.

En ese momento, los agentes informaron a las autoridades del establecimiento y realizaron las coordinaciones con el personal de la Dirección Policial de Investigaciones (DPI), para que se inicie el proceso investigativo y poder inspeccionar las bolsas y al abrirlas se encontró la droga distribuida en paquetes pequeños marcadas con alguna de las iniciales antes mencionadas.

Las autoridades informaron, que el cemento iba dirigido hacía el Módulo de Casa Blanca luego que realizaron la solicitud exponiendo como propósito, mejorar las aulas de clases que funcionan al interior de ese espacio y descubriendo en tres de ellas al menos treinta libras de marihuana que ya están en poder de las autoridades.

Como parte del proceso, se detuvo para efectos de investigación al conductor de la volqueta y la investigación se extiende a las personas privadas de libertad que habrían solicitado el material para el mejoramiento de las aulas de clases y así poder deducir la responsabilidad del caso, informaron las autoridades.

En el Módulo de Sentenciados II o “Casa Blanca”, durante las inspecciones realizadas la semana pasada se encontró una caleta en la cual ocultaban al menos treinta (30) libras de supuesta marihuana, así como varias armas de fuego de diferentes calibres, entre otros objetos de uso prohibido para la población penitenciaria.