Disfraces, alcohol y ahorcamientos: Escándalo por una fiesta de Halloween en una iglesia

La indignación crece en Italia a medida que van saliendo a la luz nuevas imágenes de una fiesta de Halloween celebrada el pasado 31 de octubre en la parroquia de San Gennaro all’Olmo, en Nápoles.

En unas fotografías compartidas el pasado sábado en Facebook por el usuario Luca Rizzo, se puede ver cómo los asistentes al evento posan para la cámara en ropas provocativas, bailan, beben, fuman e incluso simulan un ahorcamiento en este templo católico del siglo VII, todo ello mientras un DJ animaba el ambiente.

Según el periódico Il Fatto Quotidiano, la archidiócesis de Nápoles comunicó por escrito a la fundación Giambattista Vico, a la que se confió esta iglesia, que el acuerdo según el cual administraba el edificio sagrado quedaba interrumpido de inmediato debido al incidente acaecido, que incluso llegó a los despachos del Vaticano.

El cardenal de Nápoles, Crescenzio Sepe, aseguró desconocer la situación, alegando que los organizadores del evento pidieron usar el lugar para albergar una noche cultural con una función teatral. No obsante, mucha gente está pidiendo su renuncia después de lo que muchos consideran “un evento blasfemo”.