Madre es acusada de matar a su hijo con sal

Una mujer es acusada por haber envenenado con sal a su hijo de cinco años en un suburbio de Nueva York.

La mujer de 27 años, Lacey Spears, mostró su agonía en las redes sociales con apariencia de suma preocupación.

El Nuevo Día de Puerto Rico informó que Spears está acusada de homicidio con alevosía y homicidio culposo por la muerte de su hijo Garnett-Paul Spears hace un año.

En la audiencia de instrucción, la fiscal Doreen Lloy dijo que la mujer “intencionalmente le suministraba sal en niveles tóxicos”.

El niño murió por una inflamación en el cerebro y convulsiones provocadas por los peligrosos niveles de sodio en el cuerpo.

Los procuradores creen que su madre, que estaba con él en el hospital, le suministró sal mediante un embudo directamente al estómago.