México rechaza propuesta migratoria de EE.UU.

137

El Gobierno mexicano rechazó “de manera explícita” una propuesta del Ejecutivo estadounidense para que México se convirtiera en país de destino y acogiera en su territorio a los migrantes centroamericanos que huyen de sus países en dirección a Estados Unidos, informó hoy el canciller Luis Videgaray.

“Es algo que Estados Unidos propuso hace algunos meses y que fue rechazado de manera explícita por México. Es una mala idea”, señaló el secretario de Relaciones Exteriores en una entrevista con Televisa.

Videgaray dijo que declarar a México “destino final de los migrantes” invalidaría “cualquier proceso de asilo a Estados Unidos”, como intenta la mayoría de centroamericanos que cruza el país en dirección a la frontera.

“Por eso lo hemos rechazado, sería una decisión muy grave para los que buscan una vida mejor en Estados Unidos”, añadió.

El equipo del presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, quien asumirá la Presidencia este sábado, también negó la semana pasada haber abierto algún tipo de negociación en ese sentido con Washington.

Alrededor de 9.000 migrantes centroamericanos ingresaron a México desde mediados de octubre en cuatro contingentes, de los que más de 6.000 migrantes están ya en la fronteriza ciudad de Tijuana a la espera de que las autoridades estadounidenses permitan su paso para solicitar asilo.

El canciller aseveró que “no por estar en México (los migrantes) pierden su capacidad de pedir asilo en Estados Unidos; están esperando en México”.

De todas formas, añadió, México es “un país hospitalario” que tiene “los brazos abiertos” hacia los migrantes que quieran permanecer en el país, a quienes les pidió que se regularicen “de manera ordenada y respetando la ley”.

Puso como ejemplo el hecho conocido hoy de que casi 700 migrantes, acampados entre Tijuana y Ciudad de México, se registraron ante las autoridades migratorias para solicitar empleo formal en México.

Además, dijo que son “absolutamente incorrectas” las quejas de Francisco Vega, gobernador del estado fronterizo de Baja California, quien acusó al Gobierno federal de no ayudar a las autoridades estatales y municipales en la gestión de la caravana migrante.

“La presencia del Gobierno federal ha sido muy importante. Ha participado de manera muy activa con recursos materiales para el sustento de los albergues”, defendió el secretario de Relaciones Exteriores.