Así celebra México a sus muertos

121

Ciudad de México se respira distinto. Es fin de semana y el caos parece condensarse solo en su centro. La capital mexicana celebra a sus muertos, lo hace por adelantado, una semana antes del 2 de noviembre.

El bullicio es de la dimensión del cielo plomizo que traerá una lluvia inminente que mojará los rostros que este día emulan a la muerte. Un millón y medio de personas celebran el adiós a la vida en un desfile por el Día de Muertos, que se popularizó a nivel mundial, en buena parte, por la películas ‘Spectre’ de la saga del agente 007, James Bond, en 2015, y ‘Coco’, ganadora del premio Óscar a la mejor película de animación este año. Kotone, de Japón, por ejemplo, usa a ‘Coco’ como referente para la fiesta que la hace estar en México.

Diego, un niño del Estado de México, disfruta de tantas personas maquilladas como catrinas –una calavera popularizada por el grabador mexicano José Guadalupe Posada y bautizada así por el célebre muralista Diego Rivera–, ​”representando la cultura y diversidad de México”, lo dice con una claridad que resuena en la Plaza de la Constitución, la plaza pública más emblemática del país, y donde la noche del pasado 27 de octubre la paciencia, pero también la desesperación, nos recordó que estamos demasiado vivos.

También las rechiflas a los policías, los trabajadores de limpieza o cualquier persona que tuviera el mal tino de caminar sobre la zona reservada para el desfile que saldría del monumento ‘Estela de Luz’ con rumbo al Zócalo, la popular forma de llamar a la Plaza de la Constitución, y cuya espera agotó a los asistentes antes siquiera de ver el primer carro alegórico.