Facebook enfurece a la comunidad LGBT al bloquear anuncios de temática gay

179

Un comediante de Los Ángeles (EE.UU.), Matt Marr, afirmó que su anuncio de CabarGAY -un programa de comedia de temática gay- fue bloqueado por el gigante de las redes sociales Facebook debido a que era de tema “político” y violaba las normas de su nueva política publicitaria, informa The Washington Post.

Tras abordar el asunto, el diario averiguó que Facebookhabía eliminado docenas de anuncios que mencionaban temas y palabras relacionadas con el movimiento LGBT, por ser supuestamente mensajes políticos, a pesar de que no implicaban promoción ni opinión política explícita.

Otras ‘víctimas’ de Facebook censuradas por razones políticas incluían, por ejemplo, a una compañía de ropa para sobrevivientes de agresión sexual y a una que organiza eventos para personas con orientaciones sexuales no convencionales, LGBT Network. “Fuimos blanco simplemente por pertenecer al LGBT”, clama David Kilmnick, director ejecutivo de la organización. “No hay nada político en eso”, añade.

Uno de los afectados por la política publicitaria de Facebook, Thomas Garguilo, envió un correo electrónico a la compañía, reclamando explicaciones acerca del bloqueo de su anuncio -también por ser considerado político- sobre una mesa redonda con una estación de radio LGBT.

“[En su anuncio] Usted menciona LGBT, lo que entraría en la categoría de derechos civiles, que constituye un tema político”, respondió un empleado de Facebook, de acuerdo con copias de la correspondencia proporcionadas al diario. En un correo de seguimiento, otro empleado confirmó la decisión de Facebook y también le dijo a Garguilo que el “contenido LGBT” se considera político.

“Los inmigrantes son políticos. El LGBT ahora es político. Los afroamericanos son políticos. Los asiáticoamericanos son políticos. ¿Dónde se detiene esto, si todo lo que intentamos hacer es vivir nuestras vidas?”, dijo una oradora motivacional de la comunidad LGBT.

Las negativas a publicar anuncios de temática gay -que en su mayoría resultaron medidas erróneas, según afirma Facebook- reflejan las dificultades de la empresa para regular la gran cantidad de información que fluye a través de su plataforma.