Un ciudadano de una pequeña ciudad del estado norteamericano de Massachusetts se ganó 758 millones de dólares, unos 643 millones de euros, de la lotería Powerball, lo que lo convierte en el mayor premio repartido por un solo boleto y a una única persona en la historia de Estados Unidos.

El establecimiento Handy Variety, en la localidad de Watertown, de poco más de 30.000 habitantes y muy próxima a la capital del estado, Boston, ha sido el lugar donde se ha repartido el premio. Más de 40 estados del país participaban en este súperbote, además de las Islas Vírgenes y Puerto Rico.

El ganador, del que se desconoce de momento su identidad, eligió la combinación de números 6, 7, 16, 23 y 26 y como número Powerball el 4. Uno detrás de otro fueron saliendo todos y cada uno de los números que tenía. Este suceso puede ser calificado casi como un milagro o algo similiar, ya que la CNN daba una posibilidad de entre 292 millones como opción para acertar todos los números.

Sin embargo y aunque este es el premio más elevado que le ha tocado a una sola persona en toda la historia del país, estos 758 millones de dólares no son la cantidad más alta repartida en un sorteo de la loteria. En enero del 2016, la misma loteria repartió 1.600 millones, pero en esa ocasión el premio tuvo que ser repartido entre tres personas.

Ahora al ganador se le ofrece la posibilidad de cobrar todo el premio de golpe o, si prefiere, recibirlo en plazas a lo largo de toda su vida.