¿Golpe de Estado contra Trump?: “Desde la Guerra de Secesión nunca se desafió así a un presidente”

199

El presidente de EE.UU., Donald Trump, se está enfrentando a un “golpe de Estado”, advierte en una entrevista a Reuters el exestratega de la Casa Blanca, Steve Bannon, en referencia a la explosiva columna publicada esta semana en The New York Times por un alto funcionario anónimo que afirma ser parte de la “resistencia” contra Trump.

  • El autor del artículo de opinión explica que “muchos de los altos funcionarios” de la Administración Trump “están trabajando diligentemente desde dentro” para frustrar partes de la agenda del presidente “y sus peores inclinaciones”.
  • El funcionario asegura que la raíz del problema es “la amoralidad” del mandatario, al que acusa de actuar “de manera perjudicial para la salud de nuestra república”.
  • Por su parte, el propio presidente exigió al diario “entregar de inmediato” al ‘traidor’ “cobarde” al Gobierno por razones de seguridad nacional.

“Un ataque directo a las instituciones”

“Lo que vimos el otro día fue tan grave como puede ser. Este es un ataque directo a las instituciones”, aseveró Bannon durante una visita a Italia. “Esto es un golpe de Estado”, resaltó.

El estratega político sostiene que se trata de “una crisis”, pues —según él— la única vez que un presidente estadounidense ha sido desafiado de esta forma fue en 1862, durante la Guerra civil estadounidense, cuando el general George B. McClellan y otros generales de alto rango —todos demócratas del Ejército de la Unión— “consideraron que Abraham Lincoln no era apto y no era competente para ser comandante en jefe”.

“Hay una camarilla de figuras del ‘establishment’ republicano que creen que Donald Trump no es apto para ser presidente de EE.UU.”, aseveró Bannon, antes de reiterar que “esta es una crisis”.

“No es un estado en la sombra es un estado delante de nuestras caras”

El exestratega del presidente, que fue despedido por Trump en agosto de 2017, enfatizó que no se considera a sí mismo “un tipo conspirativo”. “He dicho que no existe un estado profundo: es un estado delante de nuestras caras”, aseguró.

Al mismo tiempo, Bannon advirtió a los progresistas liberales dentro del Partido Demócrata, como el senador Bernie Sanders, que no se complazcan con la confusión en la Casa Blanca, pensando “que será diferente” si ellos llegan al poder”.