Huelga de trabajadores de una morgue en México: ya no soportan los olores de los más de 500 cadávares hacinados

74

México. En el Servicio Médico Forense (Semefo) de Chilpancingo, capital de Guerrero, hay hacinados más de 500 cadáveres. Los asesinatos cotidianos, la falta de recursos y de personal han rebasado su capacidad y desde este martes unos 500 trabajadores de la Fiscalía General del Estado de Guerrero (FGE) se declararon en paro por las condiciones insalubres de trabajo.

El Semefo de Chilpancingo tiene capacidad para albergar a 360 cadáveres en dos cámaras de refrigeración, pero sólo una funciona y la otra tiene 70 cuerpos más.

Uno sobre otro, en bolsas de plástico, en el suelo o al aire libre, el número de cadáveres rebasó la capacidad de los cuatro peritos que trabajan en el lugar, quienes incluso tienen que atender los cuerpor en el patio o el estacionamiento del Semefo.

Todos los días llegan al Semefo de Chilpancingo al menos dos cadáveres, y hasta finales de octubre, había 657 cuerpos sin reclamar, de acuerdo con su director, Ben Yehuda Martínez Villa.