Lady Di y las teorías conspirativas alrededor de su trágica muerte

497

La fascinación por la vida de la princesa Diana se extiende a su deceso, hace 21 años. Ninguna muerte había sido analizada tan minuciosamente, ni había desatado tantas teorías escabrosas, desde el asesinato del presidente John F. Kennedy en 1963.

Una investigación francesa, otra investigación de años de la policía británica y una pesquisa forense concluyeron que no hubo crimen en el accidente fatal de la princesa Diana, pero eso no puso fin a las conjeturas de que Diana fue víctima de un complot del Establishment (Clase dominante).

La princesa de 36 años salió del Hotel Ritz en París justo después de la medianoche el 31 de agosto de 1997 con su novio Dodi Fayed y su guardaespaldas, Trevor Rees-Jones. Su Mercedes, perseguido por paparazzi, se estrelló contra una columna de concreto en el túnel del Pont de l’Alma a más de 100 kph (60 mph). La princesa, Fayed y el conductor, Henri Paul, murieron. Rees-Jones salió herido pero sobrevivió.

La conmoción global pronto dio paso a conjeturas sobre el papel de los paparazzi y, para algunos, sobre si estuvieron involucradas fuerzas oscuras. Diana era la mujer más famosa del mundo en ese momento, y su discusión pública de su matrimonio infeliz había sido una vergüenza mayor para la familia real británica desde que ella y el príncipe Carlos se separaron en 1992.

Diana había escrito en una carta en 1995 que temía que Carlos estuviera “planeando un ‘accidente’ en mi auto”, aunque también había especulado sobre morir en un choque de helicóptero o avión.

El teórico conspirativo más ruidoso fue el padre de Dodi, Mohammad Al Fayed, un acaudalado empresario propietario del Ritz en París y de las tiendas por departamentos Harrods en Londres. Él insistió en que el príncipe Felipe, esposo de la reina Isabel II, había dirigido una conspiración con espías británicos para matar a Diana y Dodi porque desaprobaba su relación.

Al Fayed alegó que Diana estaba embarazada y planeaba casarse con Dodi, y que la familia real no podría permitir que la princesa Diana se casara con un musulmán.

En 2008, Al Fayed dijo a un investigador que la lista de supuestos conspiradores incluía a Felipe, Carlos, el ex primer ministro Tony Blair, la hermana de Diana Sarah McCorquodale, dos ex jefes de policía de Londres y la CIA.

-Lo que arrojó la investigación-

Varias investigaciones descartaron una conspiración criminal en la muerte de lady Diana.

Una corte francesa sentenció en 1999 que el choque fue un accidente ocasionado por Paul, quien estaba ebrio y conducía al doble del límite de velocidad legal.