Los muertos en Nepal ascienden a 2,500 y la UE anuncia ayuda por 3 millones de euros

302

El Centro nacional de Operaciones de Emergencia, con base en Katmandú, dio un nuevo balance de 2.430 víctimas mortales, y en torno a 6.000 heridos, en el peor terremoto que ha golpeado Nepal en 80 años. En India, las autoridades estiman en 67 el total de fallecidos, contra un balance anterior de 53. La televisión estatal china afirmó por su parte que 18 personas murieron en la región del Tíbet.

Tras el terremoto de 7,8 grados en la escala de Richter, las réplicas, una de ellas de 6,7, se produjeron durante la noche del sábado y en la mañana del domingo, obligando a la gente en la capital nepalí a pasar la noche a la intemperie o en tiendas de campaña. “No pudimos dormir en toda la noche. ¿Cómo podríamos haber dormido? El suelo no paraba de temblar. Solo nos queda rezar para que este se termine y podamos volver a nuestras casas”, dijo Nina Shrestha, un joven que trabaja en el sector de las finanzas.

Las réplicas también provocaron nuevas avalanchas en el campamento base del Everest, según montañista presentes, justo después de que los helicópteros de salvamento evacuasen a los heridos del alud del sábado, que mató al menos a 18 personas.

El vocero del Departamento de Turismo, Tulsi Gautam, informó que hay 61 heridos. “No sabemos sus nacionalidades, pero la mayoría de ellos serían extranjeros”, dijo a la agencia de noticias AFP Ang Tshering Sherpa, presidente de la asociación nepalí de montañismo.

Expertos de la Unión Europea viajarán a la zona afectada y el bloque confirmó hoy que destinará tres millones de euros para asistencia de urgencia en Nepal. “He movilizado todos nuestros medios de dar una respuesta de emergencia y ayudar a los sobrevivientes y las autoridades a afrontar las consecuencias de esta tragedia. Lo que más se necesita son equipos médicos y suministros de socorro”, indicó el comisario europeo de Ayuda Humanitaria y Gestión de Crisis, Christos Stylianides.

Esa ayuda de emergencia se destinará a cubrir las necesidades más urgentes en las zonas más afectadas, como el agua potable, medicinas, refugio de emergencia o las telecomunicaciones. La Comisión ha activado el Mecanismo de Protección Civil de la UE -la herramienta europea para movilizar y coordinar los servicios de emergencia-, a través del cual siete países han ofrecido equipos de rastreo y rescate, sistemas de purificación de agua y asistencia técnica. Se trata de Bélgica, Finlandia, Alemania, Grecia, Holanda, Polonia y Suecia. Por su parte, Estados Unidos anunció el envío de equipos de socorro y el desbloqueo de un primer envío de un millón de dólares.

El sismo cortó las autopistas de la capital y provocó daños en el aeropuerto internacional, que tuvo que cerrar “por motivos de seguridad”. Las comunicaciones, la electricidad y el agua corriente han quedado cortadas, que “se prepara a llevar agua potable y artículos de primera necesidad”, según la directora de la oficina de la ONG Oxfam en Nepal, Cecilia Keizer.