Papa dice que en Chile hay cultura de abuso y encubrimiento

654

El papa afirmó el jueves que en la iglesia chilena hay una cultura de abuso y encubrimiento. Francisco es el primer pontífice en realizar públicamente ese tipo de alusiones contra la institución católica.

El papa dirigió a los cristianos de Chile una carta de ocho páginas que fue entregada a la prensa en una rueda de prensa de dos miembros del Comité Permanente del Episcopado, en la que exhortó a todas las diócesis a unir sus esfuerzos “para promover lucida y estratégicamente una cultura del cuidado y la protección”.

En su carta, Francisco abogó por que “nunca más” se dé una “cultura del abuso, así como al sistema de encubrimiento que le permite perpetuarse”. En la Argentina natal del pontífice, el “Nunca Más” alude al rechazo a la dictadura militar, 1976-1983, que dejó unos 30.000 desaparecidos.

El duro juicio de Francisco surge tras la investigación de Scicluna y Bertomeu sobre las acusaciones de encubrimiento de abuso sexual que pesan sobre el obispo Barros, formado por el cura Fernando Karadima, considerado unos de los peores agresores sexuales de la iglesia católica local y quien cumple una condena a una vida de penitencia y oración.

Durante su visita a Chile en enero, el papa defendió a Barros y afirmó que no había pruebas en su contra. Además, trató de calumniadores a las víctimas que acusan al obispo.

Barros apareció al lado del papa en sus principales actividades.

Tras recibir fuertes críticas, Francisco envió a Chile a Scicluna y Bertomeu, quienes después de entrevistar a 64 personas y elaborar un informe de 2.300 páginas, concluyeron que en la iglesia chilena se cometieron todo tipo de abusos sin que fueran investigados, o si se hizo fue de manera negligente, además de que se destruyeron pruebas comprometedoras y se desoyó a las víctimas que les pidieron ayuda.