Su novia lo dejó y se tiró de un edificio, pero los bomberos llegaron en el momento justo

18

Se lo había dicho algunos días atrás: no quería seguir con él, sentía que la relación no daba para más. Totalmente negado a aceptarlo, el hombre realizó repetidos intentos por convencer a su flamante ex novia de que le diera otra oportunidad.

Tras una nueva negativa —más terminante que cualquiera de las anteriores—, el joven de 22 años se dio cuenta de que la ruptura era irreversible. Pasó unos minutos inmóvil, sin reacción, hasta que tomó la drástica decisión.

Subió hasta la terraza y quedó parado en el borde del precipicio, en el edificio ubicado en la ciudad de Wenzhou, provincia de Zhejiang, China. Al verlo, vecinos que viven en frente llamaron a la Policía. Los rescatistas no tardaron en llegar. Subieron hasta donde se encontraba el hombre y trataron de disuadirlo.

Consciente de que podían impedirle que se suicide, el novio resolvió saltar al vacío. Empezó a caer, pero en una verdadera proeza, uno de los bomberos llegó a tomarlo de la mano y lo retuvo. Con la ayuda de sus compañeros, lo subieron y lo pusieron a salvo. Luego fue trasladado hasta un hospital, donde permanece internado.