Trump cumple un año como Presidente de Estados Unidos y para muchos es una “pesadilla”

5

Aunque con matices, las presidencias en Estados Unidos suelen tener un ritmo más o menos parecido: un primer año de ‘luna de miel’ que viene impulsado por la victoria en las urnas, seguido por otro más “pragmático” donde el de turno concreta algunos temas de su agenda y luego un tercero y cuarto que se caracterizan por dificultades y quizá algunos escándalos. Pero en el caso de Donald Trump parece estar sucediendo todo lo contrario.

En estos primeros 365 días, que se cumplen el sábado 20 de enero, no ha pasado semana sin que el mandatario republicano se haya visto involucrado en alguna polémica o disputa hasta con sus supuestos aliados.

Por momentos han sido asuntos triviales que por lo general nacen y mueren con trinos en las redes sociales. Pero otros han involucrado decisiones de gran calado y con enormes repercusiones tanto para Estados Unidos como para el mundo. Especialmente las que apuntan a un repliegue del liderazgo mundial que por décadas ha comandado Washington en temas tan sensibles como seguridad, comercio, medio ambiente y Derechos Humanos.

En el proceso, además, Trump no solo ha roto con todos los esquemas tradicionales de la política sino que ha provocando un sismo, racial y social, que tiene al país más dividido que nunca. Prueba de ello es la tormenta que desató este jueves cuando llamó “agujeros de mierda” a naciones de África y el Caribe y se quejó por estar dando amparo a sus ciudadanos en lugar de abrir la puerta a otros provenientes de países nórdicos como Noruega.