#ÚLTIMAHORA: Otro golpe el narcotráfico, Estados Unidos lo buscaba por todos lados

256

Elementos de la Policía Federal detuvieron a Martín Villegas Navarrete, identificado como uno de los jefes de la organización delictiva fundada por Arturo Beltrán Leyva, y a quien se relaciona con la distribución de cargamentos de cocaína desde Centro y Suramérica hacia Estados Unidos.

Originario de Tecpan de Galeana, Guerrero, Villegas Navarrete vivió en Estados Unidos entre 1995 y 2000, donde se dedicó a la distribución de drogas, lo que le permitió establecer importantes enlaces. Posteriormente, regresó a Acapulco, donde estableció empresas, además de comprar bodegas en la Central de Abasto, en la Ciudad de México.

Estas acciones le permitieron conducirse con personas de alto nivel socioeconómico y encubrir sus actividades y ganancias provenientes de negocios ilícitos.

En 2007, conoció a los hermanos Arturo y Héctor Beltrán Leyva, quienes lo invitaron a trabajar para su organización, lo que le permitió relacionarse con mandos de la estructura, como Edgar Valdez Villarreal, Sergio Villarreal Barragán, Jesús Nava Romero, Miguel Ángel Moreno Araujo, Arnoldo Villa Sánchez y los hermanos Pineda Villa.

Se tiene información de que, para 2008, Martín Villegas aprovechando sus contactos en Estados Unidos, se posicionó en la estructura de la organización delincuencial como el responsable del trasiego de droga, principalmente cocaína, hacia los estados de Georgia, Carolina del Norte, Carolina del Sur,  y Texas.

De tal manera, entre 2008 y 2009, las autoridades estadounidenses decomisaron a Villegas Navarrete, más de 13 millones de dólares y 150 kilogramos de cocaína.

Por tal motivo, contaba con una orden de detención provisional con fines de extradición,  expedida en agosto de 2011 por una Corte Federal en Estados Unidos, por los delitos de conspiración y asociación delictuosa, posesión y distribución de cocaína, así como lavado de dinero.

Tras la muerte de Arturo Beltrán Leyva en diciembre de 2009, la organización sufrió rupturas al interior, por lo que Martín Villegas en asociación con Arnoldo Villa Sánchez asumió el control de las rutas para el trasiego de droga en el corredor Guerrero–Morelos–Distrito Federal.

Al detenido se le relaciona con diferentes hechos violentos, entre los que destaca el ocurrido en enero de 2012, en la zona de Santa Fe, D.F, donde se localizaron al interior de una camioneta dos cuerpos calcinados.

Se tiene conocimiento de que a partir de la detención de Héctor Beltrán Leyva, en octubre de 2014, junto con un socio, Martín Villegas asumió la cabeza de la organización delictiva y estableció sus operaciones en los estados de México, Chiapas, Distrito Federal, Guerrero y Puebla; mientras que su asociado se hizo cargo de las operaciones al norte del país.

Al dar seguimiento a líneas de investigación, se detectó que Martín Villegas Navarrete se trasladaría desde Acapulco hacia la Ciudad de México, con motivo de la celebración de su cumpleaños, por lo que elementos de la Policía Federal implementaron un discreto operativo en la colonia Roma Norte, logrando la detención de Martín Villegas, sin efectuar un solo disparo y privilegiando las condiciones que minimizaran los riesgos para la ciudadanía.

Con esto se dio cumplimiento a la orden de detención solicitada por el gobierno de Estados Unidos. El detenido, de 38 años de edad, fue puesto a disposición del Juez de Distrito en Procesos Penales Federales.