Nicolás Maduro responsabiliza al presidente colombiano Juan Manuel Santos sobre el atentado

190

El presidente venezolano, Nicolás Maduro, afirmó que ya hay capturados y que la “hazaña asesina” apunta a Bogotá.

“Hemos despejado la situación en tiempo récord, y se trata de un atentado para matarme, han intentado asesinarme el día de hoy y no tengo duda que todo apunta a la derecha, a la ultraderecha venezolana en alianza con la ultraderecha colombiana y que el nombre de Juan Manuel Santos está detrás de este atentado, no tengo dudas”, dijo.

En este pronunciamiento también dijo que ya hay personas capturadas y que la investigación avanza en tiempo récord, sin dar más detalles del caso.

Los hechos ocurrieron en horas de la tarde, cuando el mandatario del vecino país fue víctima de un atentado con“artefactos voladores de tipo dron que contenían una carga explosiva”, según Jorge Rodríguez, ministro de Información de Venezuela.

Grupo anónimo se adjudica atentado
Un supuesto grupo anónimo se pronunció a través de las redes sociales para adjudicarse la autoría de la “Operación Fénix”, el nombre con el que han identificado el atentando registrado horas antes contra el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, del que salió ileso.En una cuenta de Twitter llamada “Soldados de Franela” se han divulgado fotografías y vídeos del momento en que ocurrió el incidente, cuando Maduro encabezaba un acto por el 81 aniversario de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB, policía militarizada) en el centro de Caracas.

“La operación era sobrevolar 2 drones cargados con (explosivo) C4 el objetivo el palco presidencial, francotiradores de la guardia de honor derribaron los drones antes de llegar al objetivo. Demostramos que son vulnerables, no se logró hoy pero es cuestión de tiempo”, dice uno de los mensajes escritos en este perfil.

Los “Soldados de Franela” aseguran, en la misma cuenta de Twitter, que son un conjunto de “militares y civiles patriotas y leales al pueblo de Venezuela (…) basados en argumentos legales y constitucionales”.

Este supuesto “basamento legal” también fue difundido ampliamente en las redes sociales mediante un comunicado en el que los supuestos autores del atentado aseguran estar respaldados por “oficiales, suboficiales, clases y soldados” que están “dispuestos a ofrendar sus vidas”.

“Hoy no pudimos, pero seguiremos en nuestra lucha, porque la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) tiene por función garantizar la independencia, la soberanía de la Nación, la integridad del territorio y el orden público interno”.

Los supuestos responsables denuncian que buena parte los órganos del Estado “han desconocido el contenido de la Constitución” y por ello la FANB “ha decidido emprender una lucha para restablecer su efectiva vigencia e impedir que sea derogada por medios distintos a los que ella expresamente consagra”.

“Los objetivos que seguiremos persiguiendo son la vuelta a la paz, a la democracia, a la Constitución, a las elecciones limpias, a la prosperidad y al progreso (…) Es contrario al honor militar mantener en el gobierno a quienes (…) han hecho de la función pública una manera obscena de enriquecerse y envilecerse”, agrega el escrito.
Así fue el momento de la explosión

El discurso del presidente Nicolás Maduro fue interrumpido cuando se dirigía a las Fuerzas Militares durante la celebración de los 81 años de la Guardia Nacional Bolivariana.

Pasados unos segundos, el pánico se apoderó de la parada militar.

Pero volviendo por unos instantes al discurso se observa a un uniformado detrás del ministro de Defensa, Vladimir Padrino, comienza a ver de manera sospechosa hacia el cielo y suspira.

De repente se escucha una detonación y el audio de la transmisión del evento por el canal institucional es interrumpido.

Después de restablecer el audio se escucha lo que murmura maduro y los presentes para emprender la huida.

Un nuevo estruendo vuelve a estremecer a los asistentes y todas las personas presentes, hasta los militares huyen despavoridos.

Finalmente es interrumpida la señal institucional y no se sabe más de la transmisión.