Manuel Zelaya insiste a defender en las calles de Honduras el “triunfo” electoral

19

El expresidente derrocado de Honduras Manuel Zelaya llamó este martes a los simpatizantes de la alianza de oposición a mantener las protestas hasta que se reconozca el triunfo del candidato Savador Nasralla, tras presentar nuevas pruebas del “fraude” con un calígrafo.

“Nuestro llamado a todo el pueblo hondureño es para que se mantenga pacíficamente en las movilizaciones a nivel nacional”, declaró en rueda de prensa el coordinador de la izquierdista Alianza de Oposición Contra la Dictadura, que postuló la candidatura de Nasralla, un presentador de televisión de 64 años.

El Tribunal Supremo Electoral (TSE) declaró el domingo pasado al actual presidente Juan Orlando Hernández (49) como ganador de los comicios del 26 de noviembre, pese a reclamos de “fraude” de la Alianza.

La declaración aumentó las protestas con tomas de calles en todo el país, reclamando la victoria de Nasralla, que fueron reprimidas por policías y militares.

El expresidente también rechazó un llamado al diálogo que hizo este martes el presidente Hernández, y expresó que solo conversaría con él si es “para que se reconozca el triunfo de Nasralla”.

Zelaya presentó a un especialista hondureño de la Universidad de Barcelona, quien mostró copias de actas de los resultados en las que aseguró que una misma persona firmó y colocó su huella digital en varios de los documentos.

Sin embargo, el representante de la compañía que prestó el servicio informático al TSE, Theodore Dale, de la empresa Dale Vukanovich, rechazó las críticas al sistema técnico.

La oposición señala como evidencia del fraude que Nasralla apareció con ventaja en el primer corte, con 57% de las actas contadas, pero que esa situación se revirtió después de una serie de caídas en el sistema de cómputos del TSE.

La falla del sistema “fue un caso fortuito técnico por saturación”, explicó Dale, quien aseguró que “el proceso electoral fue correcto y transparente”.

Los observadores de la OEA cuestionaron el sistema de cómputo utilizado en los comicios.