Presidente de México propone legalizar el matrimonio gay en todo el país

El presidente de México, Enrique Peña Nieto, anunció este martes que enviará al Congreso una reforma constitucional para legalizar el matrimonio gay en todo el país.

Peña Nieto, que cambió sus fotos de Facebook y Twitter con los colores del arco iris, hizo la propuesta un año después de que un fallo de la Corte Suprema declarara inconstitucional prohibir matrimonios entre personas del mismo sexo.

“Habré de firmar una iniciativa de reforma al artículo 4° constitucional para incorporar con toda claridad el criterio de la Suprema Corte de Justicia de la Nación de reconocer como un derecho humano que las personas puedan contraer matrimonio sin discriminación”, dijo Peña Nieto en un encuentro con organizaciones defensoras de los derechos de la comunidad lésbico-homosexual.

En el día nacional de la lucha contra la homofobia, Peña Nieto se pronunció a favor de que “los matrimonios se realicen sin discriminación de discapacidad, de condición social, salud, religión, de género o preferencias sexuales”.

Con esta iniciativa “quedaría explícito el matrimonio igualitario en nuestra nación como lo ha determinado la Suprema Corte de Justicia”, dijo el mandatario, quien consideró indebido que las parejas del mismo sexo tengan derechos en algunos estados y en otros no.

Ciudad de México fue la primera jurisdicción en América Latina en aprobar uniones de personas del mismo sexo tras votar en 2007 la llamada “sociedad de convivencia” y en 2009 el matrimonio.

Otros tres estados, Coahuila (norte), Nayarit y Quintana Roo (este), de los 32 que conforman México, modificaron sus respectivos códigos civiles para avalar el matrimonio gay. Un cuarto, Campeche, aprobó una legislación que solo falta implementar.

En junio de 2015 la Suprema Corte de Justicia de la Nación determinó que los jueces deben conceder un amparo a parejas homosexuales que deseen casarse.

El pacto federal obliga a que los matrimonios homosexuales sean reconocidos en todo México sin importar que sólo una minoría los haya aprobado. Otros fallos de la Suprema Corte han avalado la adopción y el derecho a la seguridad social para el cónyuge del mismo sexo.

En Latinoamérica, Argentina fue, en julio de 2010, el primer país en legalizar el matrimonio entre personas del mismo sexo, seguido de Uruguay. Brasil autorizó de facto el matrimonio gay en mayo de 2013.

Colombia se convirtió en el cuarto país sudamericano en autorizarlo formalmente el mes pasado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here