Xiao Chen es una joven de 17 años china que decidió poner un anuncio en un foro en el que vendía su virginidad a cambio de 2.300 libras, segúnpublica Daily Mirror. Quería comprarse un teléfono de alta gama, concretamente un iPhone 8. Su anuncio lo vio Nana, una vlogger, y esta decidió darle una lección que no olvidarán ni ella ni cualquiera que vea las imágenes de lo sucedido.

Adolescente y vlogger acordaron una cita en un café para establecer los términos del intercambio y la segunda grabó los acontecimientos de principio a fin. En el vídeo, que contiene imágenes que pueden herir sensibilidades, se ve como Chen acude a la habitación de un hotel en la que le abre un hombre mientras varias cámaras situadas en puntos altos lo graban todo.

La chica pasa, se sienta y el supuesto cliente le enseña el teléfono que servirá de pago por su virginidad. Se sienta junto a ella, la rodea con un brazo y de pronto se levanta y llama a alguien. Entonces aparecen dos hombres sin camiseta que salen del baño y alguien más que lo graba todo. Le prometen que será algo “divertido”, como puede leerse en la noticia publicada con el suceso por de Daily Mirror.

Chen intenta huir, pero la interceptan y la arrojan sobre la cama inmovilizándola. Después de un forcejeo aparece en escena la vlogger, que comienza a echarle en cara su actitud por una situación de peligro en la que ella misma se ha colocado. Una situación que de haber sido real habría acabado con algo mucho más grave que la regañina de Nana.

La idea de esta vlogger china al orquestar esta dura lección, grabarlo todo y luego compartirlo era la de concienciar del peligro a otras jóvenes que puedan seguir lo pasos de Chen.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here