Testigo en el juicio de ‘el Chapo’ asegura que el capo pagó 100 millones de dólares a Peña Nieto

El narco colombiano Álex Cifuentes declaró que el expresidente de México, Enrique Peña Nieto, recibió 100 millones de dólares como coimas por parte de Joaquín Guzmán Loera, en el juicio contra el capo en una corte federal en Nueva York, Estados Unidos.

En su tercer día de declaraciones, Cifuentes -quien acude como testigo protegido del Gobierno estadounidense- declaró que Peña Nieto reclamaba un pago de 250 millones de dólares, pero que ‘el Chapo’ solo le dio 100 millones.

El soborno, a decir del colombiano, habría sido entregado por una mujer a la que denominaban ‘comadre María’ en octubre de 2012 en Ciudad de México.

«Falsas, difamatorias y absurdas»

Por su parte, el exjefe de la Oficina de la Presidencia durante el gobierno de Peña Nieto, Francisco Guzmán, ha calificado de «falsas, difamatorias y absurdas» las declaraciones de Cifuentes. «El gobierno de Enrique Peña Nieto fue el que localizó, detuvo y extraditó [a Estados Unidos] a Joaquín Guzmán Loera. Desde el inicio de la administración, fue un objetivo prioritario del Gabinete de Seguridad», escribió Francisco Guzmán en su cuenta de Twitter.

Hasta el momento, el exmandatario mexicano no se ha manifestado al respecto.

No es la primera acusación

Las afirmaciones de Cifuentes habían sido anticipadas dos meses atrás, cuando la defensa legal de ‘el Chapo’ aseguró que no solo Peña Nieto recibió una cantidad indeterminada de millones de dólares en sobornos por parte del Cártel de Sinaloa, sino también su antecesor, Felipe Calderón.

En ese entonces, Jeffrey Lichtman, uno de los abogados principales de Guzmán Loera, afirmó que el hombre que hizo los pagos fue el coacusado de la causa, Ismael ‘el Mayo’ Zambada, quien se encuentra prófugo de la justicia y ha sido señalado por los abogados del narcotraficante como el verdadero líder del cártel.

La Presidencia mexicana rechazó esas declaraciones, y el exmandatario Calderón las calificó como «falsas y temerarias».