Versión mejorada de vacuna contra papiloma

La Administración de Alimentos y Medicinas (FDA, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos aprobó una nueva versión de la vacuna contra el virus de papiloma humano (VPH), que protege contra nueve cepas del virus y tiene el potencial de prevenir aproximadamente el 90% de los cánceres, cervical, vulvar, vaginal y anal.

Con el nombre comercial de Gardasil 9 y desarrollada por el laboratorio farmacéutico Merck & Co. Inc., la vacuna fue autorizada para ser usada por mujeres entre los 9 y 26 años de edad y por hombres entre los 9 y los 15 años.

Esta nueva versión protege contra cinco tipos adicionales de VIH (HPV-31, 33, 45, 52 y 58-) que causan aproximadamente el 20% de los cánceres de cuello uterino y no estaban cubiertas por las vacunas previamente aprobadas, además de las variedades conocidas como 16, 18, 31, 33, 45, 52 y 58, y la prevención de verrugas genitales ocasionadas por los tipos 6 y 11 del virus.

“La vacunación es una medida de salud pública de importancia crítica para reducir el riesgo de la mayoría de los cánceres de cuello uterino, anal y genital causadas por el VPH“, resaltó Karen Midthun, director del Centro de Evaluación e Investigación Biológica en un comunicado emitido por la FDA.

Gardasil 9 se administra como tres inyecciones separadas, una dosis inicial seguida de inyecciones adicionales dos y seis después. La vacuna es más eficaz si la persona todavía no es sexualmente activa, por lo que las autoridades destacan la importancia de inocularla entre los 11 y 12 años.

Su seguridad fue evaluada en aproximadamente 13,000 hombres y mujeres, y entre las reacciones adversas reportadas estuvieron relacionadas con dolor en el sitio de la inyección, hinchazón, enrojecimiento y dolor de cabeza.

Virus del Papiloma Humano

El Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas (NIAID, por sus siglas en inglés) refiere que existen más de 100 tipos de VPH. La mayoría son inofensivos, pero aproximadamente 30 tipos se asocian con un mayor riesgo de tener cáncer.

Estos tipos afectan los genitales y se adquieren a través del contacto sexual con una pareja infectada. Se clasifican como de bajo riesgo o de alto riesgo. Los VPH de bajo riesgo pueden causar verrugas genitales. En las mujeres, los VPH de alto riesgo pueden conducir al cáncer del cuello uterino, vulva, vagina y ano. En los hombres, pueden conducir al cáncer del ano y del pene.